domingo, 12 de octubre de 2014

Doce

                       

Un día nos encontraremos en otro carnaval, tendremos suerte si aprendemos que no hay ningún rincón, que no hay ningún atracadero que pueda disolver en su escondite lo que fuimos.. el tiempo está después.

(y que te amo al pie de la letra, también, Andrés)

No hay comentarios:

Publicar un comentario