miércoles, 5 de septiembre de 2012

Era el sufrimiento gozoso, como la picazón bien rascada, sangra pero te gusta a la vez

Ay Julio..

No hay comentarios:

Publicar un comentario