domingo, 6 de marzo de 2011

Gracias Domingo por endulzar mi amargo fin de semana, vivan los carritos de golf, los gritos, los gestos pequeños, los arbustos de hojas en degrades, mi mamá, el sangurucho, hey micki!, mis abuelitos que no saben bailar (seba y jorge♥), el juegito que nos entretuvo el sábado, sin verguenza, reirse de la desgracia ajena, los colchones que se caen en sima de Mateo, el pescado hecho por la Peti, la revolución contra la Sofi (hermanos tontuelos♥), que al Mateo le gusten las películas de Barbie y las cosas rescatables de estos dos días.
Sin más que decir, me despido, espero dormir bien y mañana encontrar mi celular roncando bajo mi banco sobre aquellos cómodos cuadernos (PORFAVOR!), y sobre todo ESPERO poder levantarme mañana y tener el valor de aceptar que es temprano y debo hacerlo (floja nada más)
hasta la vista!

No hay comentarios:

Publicar un comentario